Rebelión
Nacional

Rechazo a muro en Tijuana une a mexicanos y estadounidenses

Activistas de México y Estados Unidos se reunieron este jueves en el muro fronterizo en las playas de Tijuana para celebrar una misa binacional en defensa del Parque de la Amistad, donde el Gobierno estadounidense reconstruye la valla que divide a ambos países.

De ambos lados de la frontera arribaron los activistas al sitio, como forma de protesta y como parte de la actividades religiosas de Semana Santa y para lanzar un mensaje en rechazo al nuevo muro de unos 10 metros de altura que se instalará en la zona.

Dicha construcción que califican de “inhumana y riesgosa para la flora, los migrantes”, la cual vendría “a romper el simbolismo de este parque que ha servido para la reunificación familiar”.

Así lo hizo saber a medios el reverendo John Fanestil de la Border Church, quien destacó que “ahora es el momento de tomar una posición de autoridad moral, frente a unas leyes injustas y de mantener una postura de dignidad humana frente a una política de racismo y más y más muros”.

El religioso destacó que el Gobierno de Estados Unidos no reconoce la realidad humana que se vive en la frontera y es contrario a ella.

“Lamentablemente nuestro gobierno está imponiendo una política extrema en la frontera y nosotros estamos pidiendo otra política, que paren estos muros que no son justos ni apropiados para este espacio histórico”, señaló.

Fanestil dijo que se necesita un parque en esta frontera “como lo tienen entre Estados Unidos y Canadá, y vamos a seguir en la batalla hasta tener un parque verdaderamente binacional“.

El activista refirió que en esa zona es un terreno mexicano, estadounidense y kumiai, es decir, de tres naciones, por lo que es necesario “tener un parque que reconozca la historia, la cultura y la realidad de los terrenos y los pueblos que viven en esta región”.

Los activistas reunidos en ambos lados del muro resaltaron que el gobernador del estado de California, Gavin Newsom, se tiene que unir a ellos “y levantar la voz en defensa del pueblo fronterizo”, pues es necesario que como mandatario reclame este espacio que es de las californias.

Durante la ceremonia, se leyó un pasaje de la biblia y se compartió el pan y vino con los asistentes, además de que se elevaron plegarias para que el Gobierno estadounidense “pare estas obras” y considere que “una de las cosas más importantes para el ser humano es la reunificación familiar”, cosa que este parque brindaba a las familias.

Este jueves, en la frontera sur de México, la Iglesia católica de Chiapas, frontera con Guatemala, pidió al Gobierno mexicano poner fin a la violencia y llevar a la práctica políticas migratorias más humanas para los migrantes que cruzan por el país.

Esta reclamación se produce tras el incendio, el pasado 27 de marzo, de una estación migratoria en Ciudad Juárez en el que fallecieron 40 migrantes.

Ambos actos religiosos en ambas fronteras de México ocurrieron en el marco del Jueves Santo.

La región vive un flujo migratorio récord con 2,76 millones de indocumentados detenidos en la frontera de Estados Unidos con México en el año fiscal 2022. (EFE)

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

Este error de IA le costó a Google 100 mil millones de dólares

Rebelion

“Historias de fantasmas”

Rebelion

AMLO dice que se terminará su sexenio con la ‘conciencia tranquila’

Rebelion